rechaza cualquier tipo de violencia

¡Solidaridad con Petro!

Publicado: 2014-05-07

Les copio carta de mi amiga Hilda Carrera solicitando firmar en Change.org la petición dirigida a la Corte Interamericana de Derechos Humanos para que se mantengan las medidas cautelares que protegen al Alcalde de Bogotá, Gustavo Petro:

Desde que Gustavo Petro fuera elegido democráticamente alcalde de la ciudad de Bogotá el 30 de octubre de 2011, los sectores políticos y poderosos, afectados en sus intereses, no han cesado de atacar, perseguir, acosar y desprestigiar al alcalde utilizando, entre otros argumentos, su pasado de combatiente del M19, prescindiendo del hecho que proviene justamente de un Acuerdo de Paz firmado el 9 de marzo de 1990.

La defensa de lo público, la adaptación de la ciudad al cambio climático y la inclusión social son los tres pilares del Plan de Desarrollo de “Bogotá Humana” que lidera el alcalde. Esto ha permitido brindar mejores condiciones de vida a los habitantes más empobrecidos y lograr significativos avances en el tema de seguridad.

El 9 de diciembre de 2013 sin embargo, Gustavo Petro es destituido e inhabilitado para el ejercicio de cualquier cargo público por un periodo de 15 años.

Esta decisión la tomó el Procurador General de la Nación que lo acusó: 1) cambiar el esquema de recolección de basuras asignando la prestación del servicio de aseo a dos entidades del distrito y formalizando y regularndoa la población de recicladores de la capital, 2) cancelar los contratos a los operadores privados de recolección de basuras vulnerando, de esta manera,los principios de libre empresa y competencia y, 3) aumentar la contaminación y la ubicación de residuos sólidos en las calles de la ciudad los días 18, 18 y 20 de diciembre 2012 (informe de la Procuraduría delegada en asuntos ambientales).

El 13 de enero de 2014 el Procurador General ratifica su destitución. El 19 de marzo de 2014 el presidente Juan Manuel Santos procede a la destitución, alegando que las medidas cautelares de la CIDH no eran obligatorias y pesaban más las decisiones de las autoridades colombianas.

El procurador utiliza la destitución para afectar de manera diferenciada a un proyecto político alternativo y progresista, diferente del que encarnan las mayorías en el Gobierno y el Congreso. La destitución e inhabilidad de Gustavo Petro demuestra que se ha ejercido un trato discriminatorio basado en la ideología política del alcalde para debilitar su gobernabilidad y propiciar su salida del cargo para el que fue elegido.

La decisión del Procurador y del Presidente Santos viola la Convención Americana sobre Derechos Humanos, ratificada por Colombia en 1973. Esta situación es muy grave y vulnera igualmente los derechos de la ciudadanía que lo eligió el 30 de octubre de 2011. No solo está en juego la destitución de un alcalde democráticamente elegido sino que se le inhabilita por 15 años, Esto último significa la muerte política de Gustavo Petro.

Es mal precedente para la paz de Colombia que se busque el derrumbe de una alcaldía cuyos resultados obtenidos en menos de dos años, son reconocidos a nivel internacional y ha obtenido varios premios en Europa y Estados Unidos.

El 21 de abril de 2014 el Tribunal Superior de Bogotá ordena al presidente de la República de Colombia acatar las medidas cautelares de la Convención Interamericana de Derechos Humanos y reintegrar a Gustavo Petro a su cargo como Alcalde. El 23 de abril, Santos decide firmar el decreto de restitución del alcalde aduciendo que es su obligación. El 25 de Abril, Santos anuncia que impugnará el fallo del juez Constitucional.

Frente a esta situación, les solicitamos aunarse, difundir y firmar la petición "en línea" que les estamos enviando. Nuestra demanda es que se mantengan las medidas cautelares que protegen al Alcalde, Gustavo Petro.

En solidaridad con Petro, firma la petición en Change.


Escrito por

marisaglave

Socióloga, Activista por el Nuevo Perú, Congresista de la República


Publicado en

Marisa Glave

Blog oficial